Escenografía para la obra AutoBahn


Cuatro historias, todas ellas en el auto. Escenas que reflejan la crudeza y la cotidianidad de la vida, conversaciones y situaciones de camino a…. El espacio escénico es la carretera, y el lúdico dentro del auto. Una estructura que porta los elementos más habituales de un carro (asiento, llantas, faros, volante y retrovisor).
Una superficie de grava que enfatiza la perspectiva de la carretera, como símbolo de movimiento y que metafóricamente nos recuerda el pasado (lejanía) el presente (cercanía). Esta superficie se adentra a la zona de espectadores para hacerlos sentir dentro de escena, sin estar precisamente dentro del auto, pero si muy cerca de los actores. Una especie de voyeur en la carretera.